Gobierno de rio negro
Energía

En 2021 se creó un nuevo Índice de Prestaciones Energéticas que mide la eficiencia de viviendas

Los valores de referencia surgieron de una prueba piloto que se realizó el año pasado en 185 viviendas en el marco del Programa Nacional de Etiquetado de Viviendas, al cual adhirió Río Negro y que también incluyó a Neuquén, junto a parte de la costa bonaerense.

Fecha: 10 de enero de 2022
Se evaluaron 71 viviendas de Río Negro.Crédito: Gobierno de Río Negro

El programa tuvo como objetivo introducir el uso de la Etiqueta de Eficiencia Energética como un instrumento que brinde información a los usuarios acerca de las prestaciones energéticas de una vivienda. Ello puede constituir en una herramienta de decisión adicional a la hora de realizar una operación inmobiliaria, evaluar un nuevo proyecto o realizar intervenciones en viviendas existentes.

Del total de viviendas incluidas en la experiencia, 71 viviendas fueron de Río Negro, 69 de Buenos Aires y 45 de Neuquén. Las evaluaciones fueron hechas por 44 profesionales que participaron de la prueba, de los cuales 16 tienen residencia en nuestra provincia.

La prueba piloto fue la octava que se realiza en el país y tuvo entre sus principales objetivos, obtener los valores del “Índice de Prestaciones Energéticas” (“IPE”) para las distintas tipologías de vivienda en las zonas climáticas abordadas, validar el sistema de implementación y el proceso de certificación proyectado, y acumular experiencia para la implementación de un marco jurídico que le dé contención y robustez al proceso y permita su permanencia y expansión en el tiempo y el territorio.

En cuanto a la Etiqueta de Eficiencia Energética, cabe recordar que se trata de un documento en el que figura una escala de letras desde la “A” (el mayor nivel de eficiencia energética) hasta la “G” (el menor nivel de eficiencia energética), que determina la clase de eficiencia energética de una vivienda, asociada a un rango de valores del Índice de Prestaciones Energéticas, determinado conforme Norma IRAM 11.900 / 2017.

El Índice de Prestaciones Energéticas (IPE) es un valor característico de la vivienda, que representa el requerimiento teórico de energía primaria para satisfacer las necesidades de calefacción en invierno, refrigeración en verano, calentamiento de agua sanitaria e iluminación, durante un año y por metro cuadrado de superficie, bajo condiciones normalizadas de uso. Se expresa en kWh/m2año.

Este indicador es independiente del uso, y permite cuantificar las prestaciones energéticas de las viviendas para poder compararlas con un criterio unificado, y a partir de esto construir una línea de base que sirva como referencia para la elaboración de políticas públicas y el direccionamiento de mecanismos de incentivos diversos. La escala de letras es diferente para cada zona climática del país.

La nueva región bioclimática medida arrojó como resultado que el promedio de viviendas características de esta zona tiene un IPE de 426 kWh/m² año, lo cual las ubica dentro de la letra E de la escala de referencia.

La medición aludida fue la continuidad natural del proceso de formación de certificadores de eficiencia energética que se hizo hace un par de años de manera compartida entre Río Negro y Neuquén, y también de las formaciones que se han realizado otros puntos del país.

Esta Prueba Piloto contó con la colaboración del Proyecto de Cooperación de la Unión Europea, quien brindó el financiamiento para cuestiones relacionadas con la eficiencia energética y que, en este caso, alcanzó a profesionales certificadores nucleados en cinco colegios profesionales de las tres provincias intervinientes.

Las actividades se desarrollaron durante el transcurso de 6 semanas. En ese período se realizaron encuentros semanales de tipo taller para dar soporte a las consultas de los profesionales y relevar las oportunidades de mejora en la metodología de cálculo desarrollada, los criterios establecidos y el sistema de implementación proyectado a nivel local.

Temas relacionados